Austeridades e independencias

Según cuentan, cuando Heidegger volvía cabizbajo de la pesadilla siniestra del nazismo, con el cual había colaborado, le preguntaron aquello de ¿Qué tal por Siracusa?, recordándole con ironía el paralelismo histórico de su caso con otro episodio similar acontecido a su colega Platón. Y es que el filósofo griego, discípulo de Sócrates, tampoco hizo ascos a un régimen liberticida, justificando su conformidad y buena índole con aquel mal por la aspiración a un sumo bien y elevado ideal.

Excusas nunca faltan en estos casos, y siempre hay varias a mano, como el noble intento de hacer realidad humana la fórmula geométrica de la ciudad ideal, o el gobierno técnico y tecnócrata de los sabios, o la perfecta clasificación de los ciudadanos en la escala social mediante categorías supra e infrahumanas, o defender el orden tradicional e inmutable de las cosas, que tiene su exacta correspondencia ideal en el cielo, o preservar la unidad sagrada de la patria, que lo es desde y para la eternidad, con un destino en lo universal del que el mismo cosmos es consciente en su ciega expansión.

Diógenes el cínico -un “Sócrates enloquecido” lo llamaba Platón (y es que los cínicos también bebieron de la sabiduría sencilla de Sócrates)-, para quien lo único sagrado y digno de estudio era la Naturaleza, y que no tenía más patria que su manto y su tinaja, a la que de vez en cuando ponía a rodar cuesta abajo para reírse un poco, y que aunque filósofo práctico no tenía título académico, y que andaba siempre con Platón como el perro -nunca mejor dicho- con el astuto gato, le soltó en cierta ocasión y en plena cara al fundador de la academia y máximo teórico de la república ideal (e inhumana), aquello de: ” si hubieras aprendido a lavar berzas no tendrías que adular a Dionisio”.

Dionisio era, por cierto, el tirano de Siracusa. De ahí la sorna y segundas intenciones con que preguntaban a Heidegger.

Aquí el arte de lavar berzas es símbolo y metáfora de la austeridad y de la independencia, que te permite ser libre y no arrodillarte ni doblegarte ante los poderosos y los tiranos.

Diógenes, cuya constitución política (sólo para él) no constaba más que de un único artículo: “Se libre e independiente”, y que se preciaba de no tener más dueño y patria que la Naturaleza, de la cual era aplicado y fiel discípulo, hizo de la austeridad sana y firme el medio de lograr el sumo bien: la libertad.

Paradójicamente las austeridades que ahora se estilan persiguen el fin contrario: amalgamar esclavos bajo la red de la necesidad y el miedo. Y de paso enriquecer a sus amos.
Son austeridades que anemizan el ánimo y trombosan el espíritu vital de los individuos, y por ende, de toda una nación.

Y esta es la diferencia que hay entre una austeridad saludable y sobria, y un austericidio alienante y letal. Entre la austeridad que decide un individuo, libre, para sí mismo, y las austeridades que decide el mercado para los demás, pero no para él.
Por cierto, este “mercado” automático y semigeométrico (casi un arquetipo platónico) es de carne y hueso, tiene nombre y apellidos, y sede en un paraíso fiscal. Es decir, aunque ente metafísico, da el perfil pedestre y rancio de los nombramientos de Rajoy.

¿Qué quiero decir con esto?
Pues nada del otro mundo sino de este: que las antiguas lecciones no envejecen, como tampoco los viejos vicios ni las viejas mentiras.

Anuncios

Publicado el 22 septiembre, 2016 en Artículos y etiquetado en , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

  1. Muy buen “des-enmascare” de la austeridad tendenciosa que ellos han propuesto. Otra, quizá, de las falacias del neoliberalismo…gracias

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: