Y David encontró la honda

Icástico

David rescató su honda. La utilizó con rabia, y tanto empeño puso en afinar la puntería que revalidó su propia historia. Bien es cierto que a la vista tenía un Goliat más gigante que nunca, visible, chillón, provocativo, que cometió la imprudencia de despreciar el tamaño del enemigo y, encuestas en mano y toda la maquinaria trabajando a destajo, se reía de él mientras se relamía. No fue preciso un GPS para posicionar la pedrada, abriendo una brecha en el orgullo y quizás en la Moncloa.

Las “mareas gallegas”, agitadas por la luna del 15M, ahogaron los sueños del señorito Feijóo – presidente de la Xunta de Galicia – de llegar a las costas de Génova y ponerse a los mandos de un buque a cuya estela revolotean las gaviotas. Mucho tendrá que elucubrar este bellaco para hacerse con el timón, pero sobran a su condición astucias y…

Ver la entrada original 507 palabras más

Anuncios

Publicado el 29 mayo, 2015 en Sin categoría. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: